Cuba: Isla Famosa

Un espacio para exponer mis ideas y reflexiones sobre Cuba y su gente

Nueva ronda de diálogo Cuba-Estados Unidos: sin olvidar de dónde venimos


Nueva ronda de diálogo Cuba-Estados Unidos: sin olvidar de dónde venimos

En el actual contexto de restablecimiento de relaciones entre Cuba y Estados Unidos, dialogar con el necesario respeto entre las partes resulta la línea a seguir para el entendimiento, pero sin olvidar jamás la historia, esa profeta con la mirada vuelta hacia atrás, como dijera el desaparecido poeta Eduardo Galeano.

Precisamente hoy 22 de mayo hace exactamente 102 años de la firma del Tratado Permanente entre el gobierno del Tomás Estrada Palma y el mandatario norteamericano de turno.

Delegados de ambos gobiernos firmaron el tratado, que establecía las relaciones entre la República naciente y norteamérica, y contenía los siete primeros artículos de la Enmienda Platt, sumados a un octavo que definió al tratado permanente como especie de asiento legal para la firma de próximos acuerdos.

El tratado resultó, además, una adición a un convenio firmado previamente en febrero de 1903, para arrendar en Cuba Estaciones Carboneras y Navales.

De más está decir que de esa firma entre La Habana y Washington surgió, para pesar de todos los cubanos, la base naval de Guantánamo, vigente hasta nuestros días, aun durante el actual proceso de conversaciones, iniciado el pasado 17 de diciembre de 2014.

Aparentemente, la aprobación del Tratado Permanente fue la expresión de una reciprocidad, pero entre comillas, pues significó en realidad un afianzamiento de la dependencia de nuestra Isla con relación a Estados Unidos.

A más de cien años transcurridos de aquel 22 de mayo donde se obstaculizó sobremanera la soberanía nacional, el escenario es diferente y la conciliación matiza el presente de ambos estados.

Sin embargo, las huellas del tratado permanente y la enmienda Platt han sobrevivido al tiempo mediante la ilegal base de Guantánamo, a manera de recordatorio de que “la historia es importante, porque la historia nos explica por qué unos somos una cosa y otros son otra”, como afirmara la presidenta Cristina Fernández en la Cumbre de las Américas.

Estamos prestos al diálogo, eso sí; y dispuestos a cerrar un capítulo de algo más que diferencias de pensamiento, pero sin olvidar nunca de donde venimos, y todas esas barreras que los 43 mandatos precedentes a Barack Obama nos obligaron a sobrepasar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en mayo 21, 2015 por en Medios de comunicación, Política y etiquetada con , , , , , .

Mis temas

Archivo

A %d blogueros les gusta esto: